Amasados y elaborados entre rezos y el silencio de la oración íntima del convento de las Hermanas Mínimas de Archidona, la receta de los mostachones lleva un proceso que no ha cambiado desde la fundación del convento a principios del S. XVI. Eso sí, recuerde responder “Sin pecado concebida” al “Ave María purísima” entonado por la hermana que le atienda en el torno del convento antes de solicitarle sus dulces.

Esta misma receta (sin el relleno) aparece en el primer recetario malagueño El cocinero español y la perfecta cocinera (1867) citado por Guillermo Moyano, con la particularidad de hacer la harina con piñones o avellanas machacados.

INGREDIENTES (para 4 docenas aprox.)

  • 1/2 kg de azúcar
  • 1/2 kg de harina
  • 8 huevos
  • Almíbar de batata, mermelada o cabello de ángel

PREPARACIÓN

  • Separamos las claras de las yemas y montamos las claras “a punto de nieve”. Le agregamos el azúcar y sin dejar de batir, añadimos a la masa las yemas y después, la harina lentamente.
  • Cuando la mesa esté espesa y homogénea, vertimos las porciones sobre papel de estraza con una cuchara o una manga pastelera. Horneamos hasta que suban y cojan color.
  • Una vez sacados del horno, se unen dos mostachones con la masa de batata y espolvoreamos con azúcar tamizada.
  • IDEA: Prueba con distintos rellenos hasta que consigas “tu receta ideal”.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *